top of page
fundacion-cassara-ecoparque.jpg

PLANTAS NATIVAS

Micropropagación en la Fundación

Micropropagación de plantas nativas para
la restauración ambiental y mitigación del cambio climático

fundacion-cassara-ecoparque-01.jpg

La situación ambiental actual a nivel mundial afronta un estado crítico, donde las decisiones que se tomen serán cruciales para determinar el futuro de la naturaleza que nos rodea. Las grandes ciudades vistas como “ecosistemas urbanos” representan uno de los escenarios más desafiantes para mantener un equilibrio ecológico sostenible. La Ciudad de Buenos Aires tiene en vigencia su Plan de Acción Climática 2050 (PAC), en el que apuesta por la conservación y mejora del arbolado urbano, pero el cumplimiento de este plan exige aumentar la disponibilidad de plantas nativas para su inserción en los espacios a restaurar y conservar. Similares desafíos presentan la mayoría de los 40 municipios que integran el AMBA, fundamentalmente aquellos que integran el primer y segundo cordón, los cuales se encuentran muy por debajo de la cantidad de espacios verdes públicos recomendados por habitante, al tiempo que es un área geográfica que concentra el 35% de la población del país.

fundacion-cassara-ecoparque-03.jpg

Actualmente, la producción de plantas nativas se basa en la germinación de semillas en tierra o técnicas de jardinería estándares (como el estacado o el acodo), considerados métodos convencionales de cultivo. Estos métodos no solo están limitados por la infraestructura y la estacionalidad anual para la producción en gran número, sino que, además, no siempre logran dar una solución eficaz en la multiplicación de especies en peligro de extinción o con requerimientos especiales que hacen difícil su reproducción. Abarcar la creciente demanda de plantas nativas requiere un incremento en la producción, que implica adecuar los espacios disponibles para la reproducción de plantas y así mismo buscar herramientas biotecnológicas (como la micropropagación in vitro) que den soluciones a través de la investigación. Todos estos motivos dan origen al presente proyecto.

fundacion-cassara-ecoparque-02.jpg
IMG_1439.JPEG

Micropropagación

en la Fundación

En la década de 1980 ocurre el auge de los cultivos de tejido vegetales en nuestro país como herramienta científica, aunque a nivel internacional surgían los primeros intentos de realizarlo a gran escala para la producción de plantas libres de virus.

Biólogo vegetal

Proyecto de Restauración Ambiental

Nuevos Protocolos

El Proyecto de Restauración ambiental propone continuar el desarrollo de nuevos protocolos de reproducción in vitro de plantas nativas de Buenos Aires y alrededores para la renovación y creación de áreas verdes urbanas y la restauración ambiental de áreas naturales, ecoparques y reservas ecológicas. Se plantea un sistema de multiplicación masiva de plantas a través de la micropropagación de especies nativas y su posterior aclimatación en tierra para su liberación.

Nuevo Laboratorio

La Fundación Cassará ha instalado un nuevo laboratorio de micropropagación vegetal que puede visitarse en el paseo de nativas del ecoparque de la Ciudad de Buenos Aires. Esté módulo de investigación cuenta con toda la tecnología necesaria y será el lugar de trabajo de científicos y especialistas botánicos. Junto al laboratorio se encuentra el invernadero donde los ejemplares producidos crecerán hasta alcanzar la edad y tamaño apropiado para llevarlos a sus destinos.

Conocimiento Científico

El proyecto significará un avance en el conocimiento científico de la flora local y la generación de gran cantidad de plantas autóctonas. De esta forma se conseguirá fortalecer las áreas verdes urbanas formando biocorredores pensados específicamente para nuestra región, contribuyendo a la estabilidad y sostenibilidad ambiental, la conservación de flora y fauna y la mitigación y adaptación al cambio climático.

  • ¿Qué tipo de plantas se pueden micropropagar?
    Todo tipo de plantas, desde cactus hasta grandes árboles. Mientras haya una célula vegetal viva, con ella se puede potencialmente reproducir el individuo completo. El límite actual se encuentra en la cantidad de información investigada. Nuestro objetivo involucra desarrollar protocolos de micropropagación para diferentes plantas nativas de Argentina y así contribuir al conocimiento científico nacional.
  • ¿Estas plantas son artificiales?
    No, todo lo que se produce proviene de la naturaleza y lo que hacemos es multiplicarlo. La micropropagación se realiza en laboratorio para mantener las condiciones sanitarias dentro de los frascos, porque los medios de cultivo utilizados también podrían favorecer el crecimiento de hongos y bacterias fitopatógenas que queremos evitar para tener plantas sanas y fuertes.
  • ¿Son plantas genéticamente modificadas?
    La micropropagación no involucra modificación genética en sí misma. Esta técnica se usa en centros de investigación para estudios diversos (entre ellos estudios genéticos) pero también es útil como herramienta de multiplicación masiva de plantas de interés sin modificar. Este es nuestro caso, en el que buscamos reproducir una gran cantidad de plantas nativas para proyectos de restauración ambiental y sostenibilidad ecosistémica.
  • ¿En qué otras cosas se puede aplicar la micropropagación?
    Además de la investigación y la multiplicación masiva de plantas, la micropropagación puede usarse como método para la producción de compuestos vegetales usados en las industrias farmacéutica y culinaria, entre otras, logrando evitar la extracción desmedidas de recursos naturales. Más aún, permite recuperar especies en peligro de extinción y conservarlas en centros especializados para tal fin.

Listado de Especies

bottom of page